Repunte en la concesión de hipotecas

Repunte en la concesión de hipotecas

Sea precavido con el entusiasmo generalizado.

Después de un mes de febrero en el que la concesión de hipotecas menguó considerablemente, el pasado mes de marzo se registró un repunte muy significativo, que parece indicar que, a pesar de la crisis, los españoles no dudan a la hora de invertir en vivienda. Y es que, a pesar del mencionado bajón de febrero, las 27.720 hipotecas concedidas en mayo, no hacen otra cosa que confirmar la tendencia a la alza que se está experimentando en los últimos meses. Constituye un aumento del 20%, y ha tenido una mayor incidencia en Madrid, Cataluña y Andalucía.

Pero hay que plantearse cuales son los motivos que existen detrás de estas cifras. ¿Es realmente un buen momento para pedir un crédito hipotecario al banco?

Sin duda, las políticas de expansión económica , así como los bajos tipos de interés adoptados por el Banco Central Europeo con el fin de incentivar el flujo de crédito están dando sus frutos. Esto, acompañado de la creación de nuevos puestos de trabajo y un nuevo clima de confianza social y económica, sin duda están alentando al consumidor a lanzarse a la compra de una vivienda.

Sin embargo, es importante ser precavidos, y sobre todo realistas, tanto con nuestra situación laboral como con la del mercado. Si algo hemos aprendido de la grave crisis económica sufrida tras la explosión de la burbuja inmobiliaria y que llega hasta nuestros días, es lo caprichosa y fluctuante que puede ser la situación financiera del país.

Por poner un ejemplo, más del 60% de las hipotecas concedidas durante el mes de marzo han sido a interés variable. Y es que claro, la situación de los tipos de interés actuales animan a ello. Pero parece que olvidamos que las previsiones de futuro coinciden en la subida de los tipos de interés, con lo cual, los créditos hipotecarios que hoy pueden ser muy jugosos, pueden no serlo tanto en un futuro. Es por ello que, aunque minoritarias, las hipotecas a interés fijo van en rápido ascenso.

Por esto es muy importante documentarse bien, comparar hipotecas, hacer simulaciones de nuestra situación futura, para no vernos en la situación de tener que enfrentarnos al pago de una hipoteca que no podemos asumir.

La contratación de un seguro de hipotecas también puede ser una buena manera de afianzar nuestra situación futura ante la posibilidad de no poder asumir las cuotas pertinentes.

Autor/a

REINICIA
Fecha de publicación: 31/05/2017