Qué debes saber antes de firmar un contrato de alquiler

Qué debes saber antes de Firmar un Contrato de Alquiler

Información para alquilar una vivienda

Cuando alquilamos una vivienda, existen ciertos derechos y deberes que como arrendatarios debemos tener en cuenta para un buen entendimiento con el propietario de la misma.

Acerca del contrato de alquiler, arrendador y arrendatario pueden negociar libremente el precio de la mensualidad y su duración.

Duración del contrato

Si este periodo es inferior a tres años, el contrato se prolongará cada año hasta alcanzar dicho plazo, salvo que el inquilino notifique con treinta días de antelación su voluntad de no renovarlo. 

Transcurridos los tres años, el contrato se prolongará un año más de forma automática, prórroga que podrá aplicarse en los años posteriores. Sobre el importe del alquiler, la cantidad se podrá revisar cada año para llegar a un acuerdo entre ambas partes. 

Una vez firmado el contrato, el inquilino no podrá subarrendar la vivienda sin el permiso del propietario, aunque sí podrá ceder la titularidad del contrato de alquiler a su pareja e hijos dependientes en caso de abandonar él mismo la vivienda o de que se produzca separación, divorcio o nulidad del matrimonio, notificándolo al propietario en un plazo de dos meses desde dicha separación.

Si el inquilino abandona la vivienda sin notificar sus intenciones con respecto al contrato de arrendamiento o manifiesta su voluntad de no renovarlo sin el consentimiento de la pareja, esta podrá continuar siendo arrendataria tras comunicarlo por escrito al propietario en el plazo de un mes.


Venta de la vivienda

En el caso de que el propietario de la vivienda en alquiler decida venderla, el inquilino tendrá preferencia respecto a cualquier otro comprador, por lo que deberá ser notificado por escrito acerca de su decisión de venderla, de su precio y demás condiciones de venta. El arrendatario tendrá treinta días para contestar si decide o no comprarla. 

Si el inquilino no está interesado en la compra de la vivienda, su nuevo dueño deberá respetar el contrato de arrendamiento, a no ser que quiera hacer uso de la vivienda. En este caso, el arrendatario dispondrá de tres meses para buscar otra vivienda, sin dejar de pagar su alquiler. También podrá reclamar a su antiguo arrendador una indemnización por daños y perjuicios.

Autor/a

REINICIA
Fecha de publicación: 26/07/2016