Nueva sentencia cláusula suelo

El pasado martes 26 de abril el Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) celebró una vista oral sobre la retroactividad de las cláusulas suelo en España, pero no será hasta mediados de julio cuando la banca sabrá si debe devolver hasta 7.600 millones de euros por las clausulas suelo, aunque la sentencia definitiva no se dará a conocer hasta finales del 2016.

El Tribunal de Justica de la Unión Europea debe decidir si la devolución de los importes cobrados por las cláusulas abusivas debe calcularse desde el 9 de mayo de 2013, fecha que dictaminó el Tribunal Supremo en una sentencia anterior o desde el inicio de cada contrato hipotecario, como demandan los afectados.

Argumentos de las entidades bancarias:
Durante la vista oral, la defensa de las entidades bancarias argumentó que las consecuencias de la devolución de los 7.600 millones de euros tendrían una gran repercusión en el sector financiero, de acuerdo con la sentencia del Tribunal Supremo de España, donde se había limitado la devolución del dinero cobrado en las cláusulas suelo a mayo del 2013.

Los argumentos que se dieron durante la vista hacían referencia principalmente a que las consecuencias de la eliminación de las cláusulas suelo generarían una situación de desequilibrio. Los consumidores saldrían favorecidos al mantener las mismas condiciones en su contrato hipotecario excepto por la cláusula suelo, que sería eliminada, beneficiando exclusivamente al consumidor.

Desde la Asociación Española de Banca, se ha declarado que acatarán la sentencia que dicten los tribunales en lo relativo a las cláusulas suelo, pero que consideran que las entidades bancarias tienen derecho a defender que vendieron los productos hipotecarios de forma correcta y que obraron de forma transparente en su relación con los clientes, argumentos que algunas entidades van a utilizar en sus alegaciones a la sentencia. Asimismo, han declarado que las consecuencias de estas devoluciones supondrían un impacto difícil de evaluar para las entidades, ya que están renegociando con los clientes y haciendo provisiones para devolver el dinero.

Argumentos de los afectados:
Por otro lado, la defensa de los afectados ha señalado que la devolución de la totalidad, sin límite retroactivo a 2013, no implicaría riesgos al sector financiero español y que podría ayudar al cumplimiento de las obligaciones adquiridas por los clientes con los bancos.

Para defender la retroactividad de la devolución del dinero cobrado por la cláusula suelo, se ha argumentado por parte de la defensa que “no se puede limitar en el tiempo los efectos de una cláusula declarada abusiva”. Además, ha defendido que las consecuencias de las devoluciones no serían tan profundas como defiende la banca, ya que estas se harían de forma escalonada y a lo largo de un amplio periodo de tiempo. Asimismo, se ha indicado que la inyección de dinero que supondría la devolución de las cláusulas suelo incentivaría el consumo y mejoraría la capacidad de ahorro de las familias.

Autor/a

REINICIA
Fecha de publicación: 10/05/2016