Impago cuotas de la hipoteca

impago-cuotas-hipoteca

Impago cuotas de la hipoteca

¿Qué pasa si no puedo pagar las cuotas de la hipoteca?

Si usted se retrasa en el pago de las cuotas del préstamo hipotecario, tendrá que abonar a la entidad de crédito los denominados intereses de demora, cuyo tipo suele ser muy superior al de los intereses ordinarios. La manera en la que se calculan los intereses de demora viene reflejada en la escritura del préstamo.
Las entidades también podrían cobrarle una comisión por reclamación de cuotas impagadas, cuyo importe aparecerá en el contrato.

De forma habitual, las entidades incorporan en los contratos cláusulas que les permiten dar por vencido el préstamo anticipadamente si se deja de pagar una o varias cuotas, pudiendo entonces reclamar judicial o extrajudicialmente al prestatario tanto el importe del capital no amortizado del préstamo como los intereses ordinarios y de demora devengados hasta dicha fecha.

Debe saber que cada cuota impagada genera intereses que se van sumando a la deuda y para ello debemos distinguir entre intereses remuneratorios e intereses moratorios.

¿Qué son los intereses remuneratorios?

El interés ordinario, también llamado interés remuneratorio, es el tipo de interés que paga el prestatario por recibir el dinero de la entidad de crédito, es decir, es el que grava la cuota mensual a devolver del préstamo en cada cuota.

El interés ordinario o remuneratorio puede ser un interés fijo o variable.
Interés fijo es aquél tipo de interés anual que se estipula en la escritura de préstamo hipotecario y no varía durante toda la vida del préstamo.

Interés variable es aquel que puede variar a lo largo de la vida del préstamo. Generalmente, se determina estableciendo en la escritura de préstamo un tipo de referencia oficial al que se le suma un margen constante.

El tipo de referencia oficial es un tipo de interés publicado oficialmente por el Banco de España que varía según el mercado. Son tipos de referencia oficiales, como por ejemplo, el EURIBOR.
La margen constante es una cifra fijada en la escritura, que no varía durante la vida del préstamo, y que se expresa mediante puntos porcentuales o fracciones de puntos porcentuales.

¿Qué son los intereses moratorios?

Es el tipo de interés anual que debe pagar el prestatario en el caso de que no abone la cuota de amortización o parte de ella el día señalado en la escritura, en definitiva, son aquellos intereses que se aplican al producirse un retraso o impago en la cuota.

Se fija mediante un porcentaje anual y se devenga diariamente sobre la cantidad impagada por cada día de retraso en el pago respecto de la fecha estipulada para el mismo.
Una gran diferencia entre estos dos tipos de intereses, es que mientras los moratorios son obligatorios, los remuneratorios son consensuales.

Sí se trata de un impago casual lo normal es que su entidad contacte con usted y se ponga al día. Si los impagos se suceden la entidad podrá ejercer su derecho a rescindir su préstamo hipotecario con usted y es entonces cuando deberá hacer uso de su Seguro Reinicia y dar gracias por haberlo contratado ya que si no es el caso la vorágine de sucesos que se le viene encima le traerán mil y un quebraderos de cabeza: Desde la primera cuota impagada, el banco le recordará que está obligado a cobrar tu deuda. Si la situación no se resuelve en pocos meses pedirán al juzgado que se inicie un proceso para subastar su casa y asegurarse el cobro del dinero que le prestó.

Autor/a

REINICIA
Fecha de publicación: 18/12/2016